Mujer embarazada y cuidados en el embarazo



Gimnasia para el embarazo

Todos sabemos que el deporte es saludable, mejora la circulación sanguínea, aumenta la capacidad torácica y, además, reduce el estrés. El deporte es bueno para todo el mundo, pero… ¿También para las embarazadas?

La respuesta es afirmativa. Una rutina de ejercicios puede resultar muy beneficiosa tanto para el estado físico como mental de la mujer embarazada.

Aunque el ejercicio resulte ser beneficioso, no puede realizarse de la misma manera que antes de la concepción, ya que, hay ejercicios que la futura mama no podrá realizar.

Antes de comenzar con los ejercicios físicos, se deberá controlar el punto en el que se encuentra el embarazo y el estado de la embarazada. Para comenzar a practicar ejercicio, lo mejor es empezar paseando o nadando moderadamente.

La mayoría de los médicos recomiendan las actividades físicas dentro del agua, como la natación e hidrogimnasia, ya que en este medio se propicia la disminución de la sensación de pesadez como consecuencia de que el cuerpo flota. Asimismo, la retención de líquidos y las molestias en la espalda notarán una mejoría considerable.

Otras actividades que se suelen recomendar son el yoga y pilates, que mejorarán nuestra flexibilidad y fortalecerán nuestros músculos, preparándonos así para el momento de tener un bebe. Otra alternativa divertida es el baile, siempre practicado con moderación.

Bajo ningún concepto las embarazadas deben realizar ejercicios en los que deban manejar peso, hacer abdominales o movimientos que conlleven rebotes, saltos, bajadas y subidas o cambios radicales de dirección.

Con estas recomendaciones, la futura mamá puede comenzar con el ejercicio, que además de mantener el buen estado físico y mental, también preparará a la mujer para ser madre en diversos aspectos, le ayudará a controlar la respiración durante el parto, así como a regular la grasa que se acumula durante este, de forma que una vez pasada la gestación, sea más fácil recuperar la forma física anterior.

La gimnasia ayuda durante y después del embarazo. Así que es conveniente practicarla, y si no te sientes segura, acude a tu ginecólogo, que te aconsejará los ejercicios más apropiados en función de tu estado y forma física.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s